jose maria garzon y pen pujol

jose maria garzon
jose maria garzon y trabajo
6 abril, 2017
jose maria garzon
jose maria garzon e interrupciones informe final
10 abril, 2017
jose maria garzon

jose maria garzon

Hoy en la entrada de este blog desde el despacho del abogado José María Garzón, nos gustaría tratar con todos vosotros cómo por parte de los poderes públicos a menudo se hacen trampas con los elementos que se llevan a juicio.

 

¿De verdad que no se lo creen? Pues desde el despacho del abogado José María Garzón, les invito a leer el Auto que el Juez de la Audiencia Nacional José de la Mata ha dictado esta semana.

 

Expresamente en el citado Auto advierte que pretende dejar claro en concreto a la Policía Judicial que no está permitido en nuestro sistema penal el hacer trampa.

 

Advierte el citado Auto que nuestro sistema procesal penal recoge toda una serie de mecanismos para expulsar del proceso cuantas pruebas acuden a él viciadas de nulidad porque no se han respetado las reglas para su obtención, custodia y acceso al proceso.

 

Todo ello hace referencia a la teoría de los frutos del árbol envenenado. Dicha teoría lo que pretende es apartar del proceso toda aquella prueba que se haya obtenido con violación de derechos fundamentales.

 

Al margen de determinar que nuestros intérpretes jurisprudenciales han ido suavizando la teoría desde una concepción más absoluta a aquella que se denomina de concesión de antijuridicidad, lo cierto es que ello nos devuelve un sentimiento de confianza en la Justicia nada desdeñable en nuestros días.

 

Todo ello nos hace reflexionar en el despacho del abogado José María Garzón, sobre si es preferible ver varios culpables en la calle o un inocente en la cárcel. Sin duda la respuesta resulta no sólo fácil sino obligatoria si de Justicia estamos hablando.

 

¿Cómo podríamos subsanar un error tan tremendo si permitiéramos romper las reglas de juego? La puridad del procedimiento debe estar por encima de cualquier intención de política criminal porque un país justo es aquel que tiene no sólo unas leyes justas sino también una policía que las respeta.

 

Jose maria garzon

abogado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *