jose maria garzon y el retraso en la Justicia

jose maria garzon
jose maria garzon y la mediación penal
6 enero, 2017
jose maria garzon
jose maria garzon pension compensatoria
10 enero, 2017
jose maria garzon

jose maria garzon

jose maria garzon y el retraso en la Justicia

 

Para empezar este año en el despacho del abogado jose maria garzon vamos a hablar de una reciente noticia publicada en Confilegal.com sobre los juicios en ciernes para el 2017. Todos ellos de gran relevancia social y tras una instrucción de varios años.

 

Dicha noticia me ha hecho pensar si la Justicia al ser tan lenta se puede denominar Justicia. Obviamente al pasar tanto tiempo de instrucción una condena puede ser considerada injusta por varios motivos (reinserción social del culpable, reparación de los hechos, intrascendencia social de la conducta, merecedora de reproche penal en un momento y posteriormente superada, etc.).

 

Pero desde el despacho del abogado jose maria garzon  apreciamos que lo verdaderamente trascendente no es eso, lo verdaderamente trascendente es si se necesita tanto tiempo por parte de un Juzgado de Instrucción para tramitar la instrucción de una causa (valga la redundancia).

 

Obviamente existen casos de mucha complejidad , y así se vé en innumerables expedientes que se llevan desde el despacho de abogados de jose maria garzon, que necesitan varios informes técnicos de diferentes organismos, policía científica, hacienda, peritos inmobiliarios, peritos tasadores de bienes muebles y una larga lista de etcéteras que pueden ralentizar la resolución de una causa.

 

Pero otras acciones deberían ser casi automáticas y rápidas en el tiempo. Debería ser de obligado cumplimiento una instrucción rápida. Sin duda la reforma de la LECrim y el dictado del auto de complejidad de una causa contribuirán a esa rapidez, aunque lo cierto es que estos casos son más antiguos que la nueva Ley.

 

Así, ponemos la lupa en el justiciable y tenemos que coincidir que nadie, ninguna persona habría de pasar en un proceso la friolera de seis, siete o mas años. Todos hemos oído hablar de la pena de banquillo pero sólo aquellos que se han visto en esa situación saben de lo que estamos hablando. Todos los medios de comunicación, en los casos más mediáticos habrán vertido ríos de tinta sobre el mismo y una sentencia absolutoria después de ello no reparará su imagen. Deberíamos reflexionar sobre ello si queremos una sociedad de verdad justa.

 

 

jose maria garzon

 

Inicio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *